¿Qué inconveniente tienen las instalaciones de gas mediante bombonas de butano?

Las instalaciones de gas mediante bombonas de butano son una solución cómoda y barata para abastecer a hogares y negocios de la energía necesaria para calefacción, agua caliente y cocina. Sin embargo, esta solución presenta algunos inconvenientes que hay que conocer para decidir si es la mejor opción.

1. Almacenamiento de la bombona

Una de las principales limitaciones de las instalaciones de gas con bombonas es el necesario almacenamiento de la misma. Las bombonas de butano se deben guardar en exteriores, aunque siempre en un lugar que no esté expuesto a la luz directa del sol ni a la intemperie. Esto supone un inconveniente, ya que ocupa espacio en el exterior y puede ser una molestia en el entorno si no se sitúa de forma adecuada.

2. Riesgos derivados del almacenamiento

Almacenar una bombona de gas conlleva cierto riesgo, ya que el gas contenido en la misma es extremadamente inflamable. Por ello, es necesario mantener el lugar de almacenamiento siempre en perfecto estado, sin manchas de aceite, grasa u otros productos que puedan generar una combustión. Asimismo, se debe evitar que los niños accedan al lugar y se han de tomar todas las precauciones necesarias para evitar accidentes.

3. Insuficiencia de gas

Otro de los inconvenientes de las bombonas de butano es que puede ser insuficiente para satisfacer el consumo de un hogar o negocio. Esto significa que hay que tener el lugar de almacenamiento preparado para recibir una bombona nueva cada vez que se agote la actual. Además, hay que tener en cuenta que cada bombona de gas tiene una cantidad limitada de gas, por lo que hay que calcular con exactitud los requerimientos para no quedarse sin gas.

4. Costos adicionales

Las instalaciones de gas mediante bombonas tienen un costo adicional que hay que considerar al momento de la toma de decisiones. Esto se debe a que hay que adquirir la bombona, el adaptador para conectarla a la instalación y el transporte, además de los costos de mantenimiento y almacenamiento. Estos costos pueden acumularse rápidamente, lo que puede llegar a ser un inconveniente para muchos usuarios.

5. Contaminación

Las bombonas de butano contienen una mezcla de gases que, al ser quemados, generan una serie de particulares nocivas para el medio ambiente. Esto puede suponer una contaminación no deseada en el entorno, lo que hace necesario tomar medidas para mitigar estos efectos. Esto supone un costo adicional, así como una complicación a la hora de la instalación.

6. Atmósfera inestable

Durante la combustión del gas contenido en la bombona, ésta genera una cantidad elevada de dióxido de carbono y monóxido de carbono, lo que puede llegar a generar una atmósfera inestable. Esto puede llegar a ser peligroso para la salud, sobre todo si se produce una fuga de gas, por lo que hay que extremar las precauciones a la hora de manipular la bombona y su instalación.

7. Instalación complicada

La instalación de una bombona de gas es un proceso relativamente sencillo, pero hay que tener en cuenta que hay que seguir una serie de pasos para asegurar que se realiza correctamente. Esto significa que hay que contratar a un profesional para realizarla, lo que supone un costo adicional.

8. Inseguridad

Las bombonas de butano, aunque sean seguras si se manipulan correctamente, pueden llegar a ser un peligro si hay una fuga de gas. Esto supone una fuente de inseguridad que hay que tener en cuenta al momento de tomar una decisión.

9. Inconvenientes estéticos

Al estar situadas en exteriores, las bombonas de gas pueden suponer un inconveniente estético para el entorno. Esto puede ser un inconveniente para muchas personas que buscan mantener un aspecto estético adecuado para su hogar o negocio.

Requerimientos legales

Algunos países exigen la instalación de una válvula de seguridad en las bombonas de butano, lo que supone un costo adicional para el usuario. Además, hay que cumplir con una serie de requerimientos legales para garantizar la seguridad de la instalación y para evitar sanciones o multas.

Las instalaciones de gas mediante bombonas de butano son una opción cómoda y barata para abastecer a hogares y negocios de la energía necesaria. Sin embargo, presentan también algunos inconvenientes como el necesario almacenamiento, los riesgos derivados del mismo, la insuficiencia de gas, los costos adicionales, la contaminación, la atmósfera inestable, la instalación complicada, la inseguridad, los inconvenientes estéticos y los requerimientos legales. Por ello, es importante tener en cuenta todos estos factores para decidir si es la mejor opción para un hogar o negocio.